La pregunta tan simple, que siempre se hace antes de viajar en avión, puede revelar más de lo que crees sobre tu personalidad. ¿Pasillo o ventana?

Gran parte de los pasajeros prefieren viajar en ventana para disfrutar del paisaje y, sobre todo, para tener un lugar extra donde recargarse y un poco más de movimiento, otros prefieren el pasillo debido a que tienen la libertad de levantarse cada vez que quieran sin tener que molestar a nadie.

Pero según información de un estudio realizado por dos psicólogos hay mucho más que esas razones para elegir un asiento en un avión: Los pasajeros que prefieren ir en la ventana podrían ser más egoístas, mientras que los que escogen el pasillo son más reservados.

“A los pasajeros que prefieren la ventana les gusta tener el control y tienden a tener una actitud egoísta y poco empática ante la vida, además se irritan con mayor facilidad”.

Asegura la Doctora Becky Spelman, una de las investigadoras de este estudio. “Es gente con tendencia a encerrarse en su propia burbuja”.

“Los pasajeros que prefieren el pasillo son más sociables y definitivamente más amenos, también son menos propensos a ser pasajeros que puedan provocar problemas y tienden menos a quedarse dormidos durante el vuelo”.

Y ¿tu en qué lugar prefieres viajar?

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here